Carta pensando en TI

Con un suspiro inicio esta entrada, sentada aquí en la oscuridad pensando en TÍ...

Recordando lo mucho que hemos vivido en tan poco y realmente es sorprendente como hemos llegado a conocernos y estar aquí, juntos en un amor “real”. Sabes ¿por qué es real? Porque al fin dejamos las ilusiones para vivir, porque por fin lo auditivo, visual y kinestésico interviene en un sentimiento que podemos por fin denominar “cariño”.

Antes de conocerte mi vida andaba en un leve desorden, que tú en un día lograste ordenar... Debo admitir que siempre he tenido miedo a entregarme en manos del amor, es como si de repente todo pareciera tener importancia hasta los pequeños detalles desde que estoy junto a ti. Lo cierto es, que hoy quiero escribirte este texto y no guardar estos sentimientos que tengo hacia ti... Esta carta es de amor, sentimiento que me inspiras cada día. "Quiero amarte sin miedos, amarte sin prisas... No me guardaré este sentimiento, porque sólo contigo quiero vivir..."

Ahora que te conocí, ¡que por fin te pude encontrar!, no puedo evitar recordar cuando estaba perdiendo las esperanzas y con ellas se marchitaba parte de mí. Pensé que nunca encontraría alguien como tú. Sí, como TÚ, eres distinto a todos ellos, eres más de lo que alguna vez pude pedirle a Dios… eres más de lo que alguna vez pude imaginar, eres más de lo que esperaba… y me demostró nuevamente Él que debo estar siempre fiel y nunca decaer, porque Él sabe cuándo poner a las personas en tu camino.

Todo este tiempo que he pasado contigo, cada suspiro, cada susurro, cada segundo entre tus brazos, cada mirada, cada beso... he sentido que es de lo más puro, algo que tal vez nunca hemos sentido. Ahora, mi vida ya no es la misma, porque gracias a ti vuelvo a creer en el amor, vuelvo a soñar. Siento que todo lo que viví anteriormente por muy malo que fuera tuvo sentido, porque ahora sé que haré las cosas bien, haremos las cosas bien.

Debes saber que desde el día en que te vi y conocí me gustaste, en ti vi todo lo que siempre imaginé. Cuando pronunciaste mi nombre por primera vez yo supe que así empezaría un cuento que no tiene fin. Ahora sé que te amaré y nunca negaré que te amaré. Debes saber que tú amor afecta mi cuerpo, cuando me besas parezco volar y tú lo sabes cuando no quiero abrir mis ojos, o solo abro uno para ver si estoy aun en la tierra. *risas*

Ahora, entiendo tus palabra aquella noche “el que no arriesga no gana” y yo te conteste, lo que alguna vez escuche en una canción, “el que arriesga puede morir por amor”. Y entendiste que tenía miedo a enamorarme y yo entendí que no tenías miedo a enamorarte, supiste darme confianza y todo se hizo fácil. Contigo entendí que puedes arriesgarte y tener la suerte de acertar. Como nosotros, ¡somos afortunados!

Quiero que sepas que amo como sonríes, y me encanta que me robes sonrisas a todas horas. Porque pienso en ti y se me pone la cara de boba. Me gustas porque no puedo dejar de mirarte y cuando nuestras miradas se cruzan se me acelera el pulso. Me gustas por nuestra complicidad, por ese lenguaje que solo nosotros dos entendemos. Me gusta sentirte cerca y adoro que estés pendiente de mí. Me gusta que te pongas celoso. Me gusta mirarte detenidamente, el color de tus ojos es mi favorito. Y mi afición preferida es tocarte el cabello y tú barba. Tu voz puede llegar a hacerme temblar, y tú nombre está permanentemente en mi cabeza...

Eres
Impresionante en todos los sentidos de la palabra impresionar. Impresionante como en los primeros segundos de tu mejor canción, en los últimos trazos de un dibujo, en las páginas finales de un libro que te mantiene en alerta constante. Impresionante como recordar algo que habías olvidado.
Adictivo como un descenso, como la sensación en tu cuerpo cuando te saltas un escalón y por momentos crees tener un traspié. Adictivo como el café, la coca cola, el té, el chocolate, el sueño...

Aunque eres mucho MEJOR QUE TODO ESO.


Te quiero amore

Lo que tengo en mi coral son: 1 estrellas de mar:

  1. La oscuridad se disipa con el recuerdo, y se hace luz con la presencia... :)

    Un abrazo!


Deja tus pensamientos conmigo

que son como la arena del mar